First Bites: Dónde Llevar a un Americano en Madrid

Ha venido un amigo de mi querida Nebraska a España para su primera experiencia viviendo en el extranjero, y ha llegado con hambre. A mí siempre me hace mucha ilusión enseñar esta ciudad que tanto me gusta, y en igual medida, me da una sensación de satisfacción ver que siempre gusta la comida de sus bares y restaurantes. A punto de salir con él en busca principalmente de una caña bien tirada, empecé también a pensar ¿dónde se haría mejor el primer contacto con la gastronomía española?

Quería que fuese algo más moderno, teniendo en cuenta que no quería “asustar” al comensal expectante, pensé que algo asequible sería lo suyo (el bar de barrio con su oreja a la plancha lo dejamos para otro día). Necesitaba algo con bastante variedad pero respetando la calidad que ofrece el producto local. Este chico tenía que salir un poco pero no demasiado de su zona de confort.

Entra en escena “Volapié”, una cadena tipo taberna andaluza con varios locales salpicaos por Madrí. Ahora seguro que estáis pensando que no tengo ni idea, que cómo se me ocurre dar como ejemplo una cadena… pues por eso precisamente. En ésta en concreto puedes encontrar bastantes opciones que son a la vez ajenas y familiares, baratas sin ser cutres, y sobre todo, bastante ricas en mi humilde opinión. Tiene muchos elementos en común con el estilo de comer de mi país, pero lo que sacan en los platos difícil sería encontrarlo en Nebraska…

Si tu invitado a lo mejor no se atreve a comer un platazo de rabo de toro, presentarlo como una hamburguesa puede ser una idea muy hábil (en EEUU comemos hamburguesas todos los días no?). Si digo que ha sido un éxito, no empiezo ni siquiera a explicar la reacción exuberante de mi amigo. “OH MY GOD, THAT’S AMAZING!” En nuestra próxima comida ya le llevaré a un local más “auténtico” para que pruebe un rabo de toro de los que hacen las suegras, pero se trata de romper el hielo, de que uno se familiarice con conceptos nuevos.

El cazón en adobo, otra cosa que en la vida habría visto en EEUU, triunfó también. Al final, vayas donde vayas, un poco de pescado frito suele complacer a la gente. A un americano el concepto de sopa fría de pan y tomate puede parecerle hasta un castigo, pero el salmorejo con berenjena frita y miel de caña dejó a mi colega con ganas de más. Terminar la cena con un vino dulce de Jerez aseguró que todos volviésemos a casa contentillos.

En fin, ya tengo asumido que en un momento de debilidad, recurrimos casi todos los “guiris” al Burger King, Taco Bell, y McDonald’s, pero me alegro de saber que una de las primeras experiencias de un visitante a lo que ahora considero mi ciudad ha sido muy pero que muy positiva. De hecho, ¡volvió al día siguiente a por otra hamburguesa de rabo de toro! A continuación os dejo más sugerencias de locales que por una razón u otra me parecen muy adecuadas para un primer contacto de un americano con la comida española.

 

(Fotos vía Instagram Volapié), Encuentra un Volapié cerca de ti.

 

El Sur – Calle de la Torrecilla del Leal, 12, 28012 Madrid

Un sitio pequeño y muy íntimo que siempre ha sido un favorito entre mis amigos para celebrar cumpleaños, El Sur está muy bien preparado para recibir americanos hambrientos. Mi plato preferido es la musaka, pero tienen muchas opciones vegetarianas también. El personal es muy amigable y tienen un nivel alto de inglés.

Para más información: El Sur

 

Bar Selva – Plaza Mostenses, 7, 28015 Madrid

Este bar sirve para re-aprender lo que muchos ya sabemos, que no puedes juzgar la comida de un local por la belleza (o falta de ella) de su fachada. Se sabe que el bar más humilde casi siempre tiene la tortilla más rica. En Bar Selva los recién llegados a Madrid aprenderán lo que significa “caña” por los madriles.

Para más información: Bar Selva

 

firma-DerekDerek Stieren
Portador de Apetito
Americano.

Tal vez también te interese

Deja un comentario