Purple Weekend: Más allá de los mods y las sopas de ajo

No sé qué tiene el Purple Weekend que todos los años, haga más o menos de cero grados, conozca a más o menos grupos, migro a León con la certeza de que el jolgorio me espera por sus calles. Buena culpa de ello la tiene el Pietro Picudo y la sopa de ajo; aunque el mayor reclamo es el ambiente que año tras año ofrece el festival Purple Weekend, siempre viviendo en la era pop, viajando en Lambrettas y revestidos a la moda londinense de los años sesenta.

Leer más