Frescor is coming. Se acabó el verano

Adiós querido. Hasta pronto.

Te echaré de menos lo suficiente como para tener que recordarte durante un año entero. Te echaré de menos a ti y a tus noches estrelladas, a tus amaneceres salpicados de sal y a tus tardes bañadas en vino y sandía. Sí, me temo que te echaré de menos.

Y tu ahí, como si nada, haciendo las maletas de puntillas, para acabar yéndote casi sin avisar. Como siempre.

 

 

Visceral

Tal vez también te interese

Deja un comentario