All I want for Christmas is Design

Hay cosas en la vida que no se pueden eludir de ninguna manera.  El primer día de colegio después de un largo verano, la visita al dentista con pinchazo incluido para una endodoncia, el primer día D de cada mes…por mucho que intentemos evitar su llegada el tiempo no nos va a echar un capote para retrasar ese temido momento.

Y de esta misma manera, año tras año, veo como en el horizonte se van aproximando estas entrañables y cada año más odiadas para mí fiestas navideñas.

Me apasiona y aborrezco a partes iguales ver cómo millones de humanos nos unimos al consumismo más extremo del año (como si el resto de él, en el sistema capitalista que nos hemos inventado no consumiésemos suficiente).

Como este enemigo es un gigante este año he decidido unirme a él, así es que he saltado al río para unirme a la muchedumbre consumista; eso sí, nadando en contra de la corriente.

Y encontré el escenario perfecto: Los mercados organizados por el COAM en los que se da visibilidad a nuevos creadores y marcas que tienen algo diferente que ofrecer. En este caso nos hemos paseado tanto por el True Market como por el Molly Market.

 

Sí, ya han pasado, pero no os preocupéis porque mi labor de investigación dio muy buenos frutos, y aquí os traigo una serie de marcas que nos ofrecen lo mejor del diseño y además todos ellos con un plus, para que nuestros regalos navideños tengan un poquito más de sentido este año. Aquí os dejo nuestra selección:

 

  • NICERS. Nice socks, better actions

 

Todo un clásico. Qué sería las Navidades si al abrir un paquete alguien no dijese con “gran sorpresa”: “andaaa, calcetineees…me vienen fenomenal”.

Pues quien los reciba este año puede sentirse afortunado. Al menos si se han comprado en esta tienda en la que, como ellos bien dicen en su web, cada paso cuenta.

Nicers dona gran parte de sus beneficios a organizaciones sin ánimo de lucro pero además cada uno de sus calcetines están diseñados para una de ellas. De esta manera  no sólo les apoyan generándoles ingresos, sino que aumentan su visibilidad en la sociedad y ayudan a comunicar su causa.

 

(fotos vía Nicers, The Water Van Project, Sonrisas de Bombay)

 

Entre otras, colaboran con Caíco, fundación de ayuda y cooperación al cáncer infantil,  con The Water Van Project, asociación que facilita el acceso de agua potable a zonas rurales en Latinoamérica y con Sonrisas de Bombay, una ONG centrada en la lucha contra la pobreza en los barrios más desfavorecidos de Bombay. Si quieres ver todos sus proyectos y qué aportarás a cada uno de ellos pincha AQUÍ.

Además los chicos de Nicers apuestan por la sostenibilidad, fabricando sus calcetines con algodón orgánico y con un packaging  reciclado y reutilizable.

Yo con este proyecto me quito el sombrero y claro, me pongo los calcetines. ¡Que ya tengo los míos! Pásate por su página para encontrar los que más te gustan.

 

  • GAJO. Moda solidaria para impulsar el cambio

 

Su eslogan no puede ser más claro. Estos chicos crean prendas de moda que te van a encantar y además con ellas apoyan a proyectos de desarrollo de forma conjunta con las organizaciones que eligen; de esta manera se aseguran de que el dinero será bien gestionado para las causas que se adaptan a sus valores.

Durante 2018 han colaborado con Progress for Africa en el proyecto Chagua Maisha, ayudando a la escolarización de niños y niñas y en también en otros proyectos relacionados con la enseñanza. Si quieres saber más pincha AQUÍ

Además puedes visitar su política de transparencia en la página web, donde podrás ver su criterio de selección de proyectos y también la explicación de su modelo de financiación.

Su nombre me parece todo un acierto ya que un GAJO de lo que el cliente paga por el producto (un 7% concretamente), es lo que será destinado a cambiar un poquito el mundo. ¡Me encanta!

 

(fotos vía thegajosociety)

 

Entre sus productos (todos chulísimos) tienen camisetas, sudaderas y tote bags que además de tener unos diseños geniales, están fabricados en algodón 100% orgánico con certificación GOTS y además su fabricante tiene certificado FAIR WEAR, lo que asegura que los trabajadores que realizan las prendas trabajan en condiciones adecuadas y reciben un salario digno.

Su última incorporación, unos preciosos relojes que pudimos ver en exclusiva en el mercado y que ya podéis encontrar en su página.

¿qué más os tengo que contar para que echéis un ojo  a su web? Lo sé, ya lo habéis hecho.

 

  • AJOLOTES. Accesorios mexicanos para mascotas

 

Los amantes de los animales sabéis que como un miembro más de la familia, nuestros pequeños peludos también tienen derecho a recibir un regalo. Y hemos encontrado uno que os va a encantar.

Esta marca se llama Ajolotes y fabrican collares, arneses y correas únicos. Están hechos a mano en un pueblo indígena de México y cada único es diferente al anterior, lo que nos encanta, el valor de las cosas hechas a mano.

Su nombre viene de la leyenda del Ajolote, una de esas historias antiguas que me tanto me gustan. Si no habáis oído hablar de ella os la cuentan en su web.

 

(fotos vía Ajolotes)

 

Además un porcentaje de la compra de cada producto se destina a la enseñanza del comercio justo, colaborando así al desarrollo de una comunidad indígena en México.

Y lo que me enamoró del todo: Para mostrar a los cuatro vientos el amor por tu compañero de cuatro patas, puedes comprar un collar para él y una pulsera a juego para ti, su humano. ¿No es bonito el amor?…

 

  • MINIMALISM. Minimal life, free future

 

Tienen un objetivo bien claro: hacernos ver que no necesitamos todo lo que tenemos.

¡Afirman que podemos vivir con un 20% de nuestras cosas!  Y por ello quieren potenciar que nuestras pertenencias sean menos y que sean útiles para nuestro día a día.

Otro punto importante para mí y que dejan bien claro es que NO ES CUERO. Como bien dicen, ningún animal tiene la culpa de que hagamos productos.

Tienen una política de transparencia por lo que podréis consultar su facturación, número de pedidos, etc. Sin trampa ni cartón.

 

(fotos vía Minimalism)

 

Bajo estas premisas en Minimalism podréis encontrar mochilas preparadas para todas las actividades de tu día, desde ir a la oficina hasta un fin de semana en la montaña.

Y también sus carteras minimalistas para que lleves lo justo y necesario.

Quizás sea un buen propósito para el año que entra despedirnos de lo material que no nos aporta nada y quedarnos solamente con lo que realmente tiene valor para nosotros; si sumáis esto a vuestra lista no dejéis de visitar la web de esta marca.

 

  • BÓTOX. Mariano Martín

 

La última sorpresa que me he encontrado en mi búsqueda navideña ha sido especialmente interesante para mí.

Se trata de una serie de mobiliario recuperado creada por Mariano Martín, un arquitecto con estudio con sede en Madrid y que también fue colaborador de la Universidad Politécnica de Madrid para el Grado de interiores. (aunque no tuve el placer de coincidir con él, descubrimos que tenemos “lugares comunes”).

Pues resulta que Mariano, que al parecer se atreve con todo, tiene un ojo muy especial para el detalle y una mente creativa que ha dado vida a la serie Bótox, una colección en la que cada pieza ha recibido una nueva oportunidad para la vida. Desde una silla Thonet,  sillas de oficina a las que podemos verles las entrañas y hasta una mesa de jardín han revivido y tomado el color por bandera de manos de este ingenioso arquitecto que sabe apreciar el detalle.

 

(fotos vía Mariano Martín)

 

Las piezas pierden sus antiguos asientos de rejilla o giratorios para dar paso a asientos de metacrilato de color donde nuestras posaderas están incluso más cómodas que en sus diseños originales. (palabrita, hicimos la prueba)

Pero además de darles una nueva estética y alargar su uso, algo que aportan es un precioso juego de color y luz al reflejarse en otras superficies.

Yo ya he fichado alguna y ya me veo disfrutándola al solecito… cuando vuelva.

Puedes seguir la trayectoria de Mariano en su página web o pasarte por sus coloridos perfiles de Instagram y Facebook que nos encantan.

 

  • TIE & TIE. Cada día es un desfile

 

Y para las que gustan de ponerse más guapas todavía durante estos días, tenemos a una de nuestras mujeres favoritas dispuesta a poneros la cabeza loca.

Como ya sabréis por uno de nuestros posts (y si no AQUÍ tenéis el link), Concha es una enamorada de todo lo que tenga color, de las telas, de las cosas que tuvieron una vida y acabaron en un cajón olvidadas y de lo que le permita trabajar con esas manitas tan prodigiosas.

Así empezó su camino con Tie & Tie, para ofrecerle a las corbatas que iba coleccionando de sus viajes por el mundo una vida y “la posibilidad de vivir su historia” como ella dice.

Y esta nueva vida no es otra que la de embellecer a las mujeres cada día; ya sea de fiesta o vayas en vaqueros estos tocados siempre quedan bien.

 

(fotos vía Tie&Tie)

 

Por experiencia os digo que cada vez que te pruebas uno sientes que el guapo se te viene arriba y te entra como un gusanillo que te dice al oído que hoy te comes el mundo.

En mi opinión es la magia de Concha, que nos regala con cada una de estas piezas hechas con tanto cariño, un poquito de esa energía que ella tiene.

Pues ya sabéis, para empezar el año, para regalar y sobre todo para usarlos y darles vida a estas corbatas recuperadas, pon un Tie&Tie en tu vida.

 

Estas son sólo algunas de las grandes ideas que podemos encontrar en ese mercado alternativo al que cada vez más gente se está acercando.

Un hurra por las marcas con conciencia social, un hurra por los consumidores responsables y un hurra por unas Navidades algo diferentes.

Como dijo Stevie Wonder, si bebes no conduzcas y como os digo yo desde Laphille, si consumes, que sea con cabeza.

À tout!

 

firma-pilar

Adicta a las siestas.

 

 

Tal vez también te interese

Deja un comentario